Musiclovers

Los mejores videos de todos los tiempos

today25 abril, 2022

Fondo
share close

No son los que más visualizaciones tienen en YouTube, pero estas joyas audiovisuales son obras maestras del cine en miniatura


Seguro que te sabes este dato, pero por si acaso aquí va: el primer vídeo musical que se emitió en la MTV fue Video Killed the Radio Star, de The Buggles, a las 12:01 del del 1 de agosto de 1981 y esperamos que no se te escape la ironía de ese título. Si necesitas otro dato curioso sobre la materia, el videoclip más largo de la historia sería Happy de Pharrell Williams, certificado por el Libro Guinness de los Records en 2013 como de 24 horas de duración exacta.

Ha pasado mucho tiempo desde que el vídeo matara a la estrella de la radio, y resulta más que sorprendente que los videoclips sigan prosperando en la era de YouTube y con los vídeos de TikTok disparados entre los más jóvenes. Pero no tienes más que ver algunos de los títulos que figuran en el vídeo que preside este artículo para comprobar que vivimos en una nueva edad de oro de los vídeos musicales. Taylor Swift, Miley Cyrus, Katy Perry, Sia, incluso el dichoso Despacito de Luis Fonsi… todos acumulan miles de millones de reproducciones en una época en la que es tan fácil verlos como pulsar la pantalla de tu móvil.

Pero ahora queremos fijarnos en otros vídeos, en los que constituyen la cúspide del cine al servicio de la música, en los mejores vídeos musicales de todos los tiempos. Porque un gran vídeo musical puede llevar a la estratosfera una canción que, de otro modo, no sería tan buena, o impulsar a un artista desconocido a nuevas cotas de fama. Ya sea más artísitico o elegantemente sencillo, los ingredientes de los mejores vídeos musicales de la historia son bastante consistentes: creatividad, arte en la dirección, coreografía y la influencia en el tiempo mucho después de haber abandonado las listas de éxitos.

Sin más preámbulos, vamos a homenajear a una época en la que tenías que esperar a que tu videoclip favorito apareciera con suerte en la tele, pero también se nos han escapado algunos magníficos títulos más modernos. Todos ordenados de manera aleatoria porque todos nos parecen maravillosos. ¿No ves tu favorito? Pues no olvides dejarnos un comentario de reproche en las redes sociales habituales.


 

Queen – I want to break free (1984)

En la mejor tradición de travestismo de los Monty Python, tan clásica en la comedia británica, los miembros de Queen imitan a los personajes de Coronation Street, la telenovela más longeva de la historia. ¿Pero recuerdas a Freddie sin su característico bigote, con el pecho desnudo, las orejas puntiagudas y sentado sobre unos cuantos bailarines del Royal Ballet? ¿No? Pues merece la pena que veas el videoclip de nuevo.


 

Madonna – Like a prayer (1989)

Cruces en llamas, estigmas, santos seducidos… no es difícil entender por qué este vídeo musical de Madonna causó un escándalo considerable. Tanto que fue condenado por el Vaticano, prohibido en la televisión italiana y provocó que Pepsi abandonara su campaña publicitaria de 5 millones de dólares con la artista. El vídeo no fue bueno para vender refrescos, pero definitivamente ayudó a la artista a ser una diosa del pop.


 

George Michael – Freedom ’90 (1990)

El realizador David Fincher (¡danos otra temporada de Mindhunter, hombre!) dirigió este icónico vídeo con supermodelos como Linda Evangelista o Naomi Campbell y sin, sorpresa, la más mínima presencia de George Michael. El ex cantante de Wham! prefirió que fuera su música la que hablara.


 

Beyoncé – Single ladies (Put a ring on it) (2008)

El propio Kanye West se lo dijo en los VMAs, de forma tan célebre como infame, a Taylor Swift: “Beyoncé tiene uno de los mejores vídeos musicales de todos los tiempos”. Y cierto es. Rodado en blanco y negro, tiene algunos de los mejores movimientos de la historia de Queen Bey, y eso es mucho decir.


 

Blur – Coffee & TV (1999)

Dale al play en este vídeo si no lo recuerdas bien, porque es una joyita. En él, un cartón de leche antropomórfico y sensible va en busca de una persona desaparecida, que no es otro que el guitarrista de Blur, Graham Coxon, viviendo todo tipo de peripecias por el camino. Como bonus, te diremos que el videoclip refleja la propia vida de Coxon, que escribió la canción sobre su lucha contra el alcoholismo.


 

Outkast – Hey ya! (2003)

¿Qué tienen los vídeos musicales en los que la misma persona interpreta todos los papeles para gustarnos tanto? Quién sabe, nos recordará a Eddie Murphy en El príncipe de Zamunda quizá. En este caso, el Hey ya! de Outkast no es solo una de las mejores canciones de la historia, también tiene un divertidísimo videoclip a la altura.


 

Weezer – Buddy Holly (1994)

Este videoclip dirigido por Spike Jonze, el Spike del que habla Rosalía en su Hentai, mezcla con maestría a Rivers Cuomo y su banda Weezer en escenas de la icónica serie Happy days.


 

Soundgarden – Black hole sun (1994)

Un tranquilo vecindario en los suburbios de una tranquila ciudad con algunos sujetos de aspecto retorcido es aniquilado cuando el sol es tragado por un agujero negro en este temazo de Soundgarden. ¿A quién no le va a gustar?


 

A-Ha – Take on me (1985)

Grabado en una cafetería de Londres, se necesitaron aproximadamente 3.000 fotogramas trazados a lápiz para este vídeo de la banda noruega A-Ha, que tardó más de 16 semanas en completarse y ahora es uno de los más icónicos de todos los tiempos. Un dato curioso: la joven que aparece en el vídeo fue interpretada por Bunty Bailey, la novia del cantante Morten Harket en la vida real.


 

Foo Fighters – Learn to fly (1999)

Los fenomenales Jack Black y Kyle Gass, de Tenacious D, aparecen en este ‘aterriza como puedas’ de Foo Fighters con Dave Grohl y sus compañeros de banda interpretando a múltiples pasajeros, asistentes de vuelo y pilotos. Descacharrante.


 

Jamiroquai – Virtual Insanity (1997)

¿No te parece que ya no se baila en los vídeos tan bien como antes? ¿No? Será cosa nuestra. En fin, en este icónico vídeo, Jay Kay y su enorme sombrero se marcan un bailando sin salir de casa que encarna el título del álbum de Jamiroquai Traveling Without Moving.


 

Michael Jackson – Thriller (1982)

El legendario videoclip Thriller de Michael Jackson dura casi catorce minutos, porque el rey del pop convertido en hombre lobo o zombi simplemente no puede comprimirse en un vídeo musical de duración estándar. Dirigido por John Landis, mantuvo durante trece años el récord del vídeo más caro de la historia (800.000 dólares) hasta que lo superó él mismo con el realizado para el tema Scream.


 

Childish Gambino – This is America (2018)

Si Triller acumula en su videoclip oficial 827 millones de reproducciones en YouTube, esta maravilla de Childish Gambino llega hasta los 829 millones. El que fuera Troy en Community nos seduce con su baile alegre y descamisado mientras a su alrededor se producen caóticas escenas de violencia armada. Pero, eh, esto es América.


 

Blind Melon – No Rain (1993)

A principios de los 90, No rain y su famoso vídeo musical de la chica abeja parecían sonar en la MTV en un bucle interminable, y Blind Melon lo petaban de gira con Soundgarden y Pearl Jam. Pero tres años más tarde su vocalista Shannon Hoon nos dejaba y la magia se desvaneció. Al menos siempre nos quedará esta obra de arte capaz de animarte el día más gris.


 

Guns N’ Roses – November rain (1992)

Esta épica ópera rock de Guns N’ Roses se convirtió en el quinto vídeo musical más caro de la historia cuando llegó a las televisiones en 1992. Al parecer, gran parte de los gastos se dilapidaron en el vestido de novia de Stephanie Seymour (la novia del siempre extremo Axl Rose en aquel momento) y en el helicóptero para las no menos épicas tomas aéreas de Slash.


 

Alanis Morissette – Ironic (1996)

Ahí va algo que seguro no recuerdas sobre este delicioso vídeo musical de Alanis Morissette: tenía subtítulos en cuatro colores diferentes cuando se emitió en VH1 y MTV, a juego con cada una de las cuatro personalidades distintas de la cantante canadiense que cantaban en el coche.


 

Fatboy Slim – Weapon of choice (2001)

Los hipnotizantes movimientos de baile de Christopher Walken hacen que el pegadizo ritmo de este temazo de Fatboy Slim sea aún mejor.


 

Nirvana – Smells like teen spirit (1991)

El single principal del enorme Nevermind de Nirvana ayudó a comsolidar a Kurt Cobain y compañía como La Única Banda que Importaba. El director Samuel Bayer captó la estética sucia del grupo con esas animadoras tatuadas que lucían el símbolo de la anarquía, pero Kurt también aportó lo suyo. Descontento con el montaje inicial de Bayer, lo reeditó para incluir ese inolvidable primer plano final con su sonrisa de Joker.


 

Beastie Boys – Sabotage (1994)

1994 se convierte en 1974 con esta insuperable parodia kitsch de las series policiales. Este vídeo musical fue de los Beastie Boys fue una de las primeras creaciones de Spike Jonze, y nos presenta a MCA, Ad-Rock y Mike D luciendo bigotazos, persiguiendo a los malos y comiendo donuts. La frenética energía grunge-rap de la canción se combina a las mil maravillas con los extravagantes efectos visuales de esta mini-película.


 

Junior Senior – Move Your Feet (2002)

Este pegadizo single del dúo danés Junior Senior vino acompañado por un videoclip-videojuego estilo pixel art que es toda una gozada para disfrutar tanto pequeños como mayores. Dale al play y nos darás la razón.


 

Sledgehammer – Peter Gabriel (1986)

Con el talento de Nick Park, de Aardman Animations (que luego crearían Wallace y Gromit y La Oveja Shaun), este divertidísimo vídeo requirió que Peter Gabriel se tumbara bajo una lámina de cristal durante 16 horas. Si tenemos en cuenta que ganó nueve premios en los MTV Music Video Awards de 1987 y que sigue siendo uno de los vídeos musicales más reproducidos en la historia de la cadena, diríamos que fue un tiempo bien empleado.


Vía: Esquire

Written by: Soma Estudio

Post Anterior

Lifestyle

Qué significa 420 y como se convirtió en un símbolo

Hace 51 años un grupo de amigos de California, Estados Unidos, tuvo la idea de usar estas tres cifras para hablar de cannabis sin ser estigmatizados. En medio siglo, “420″ se convirtió en un símbolo de la cultura cannábica y la lucha por la regulación. Y el 20 de abril, el día en que todos hablan de la planta. Aunque las celebraciones del 4/20 se han hecho populares a lo […]

today18 abril, 2022

0%